septiembre 17, 2021

Azulejo y fritas crecen en torno al 30% en exportación hasta mayo mientras el cítrico se desploma un 3%

El sector azulejero exporta un 37% más en el acumulado mientras el esmaltero aumenta sus ventas un 25%. Castellón lidera los incrementos autonómicos en negocios con el exterior

Las relaciones comerciales de la provincia de Castellón con el exterior continúan gozando de buena salud en 2021, después de un fatídico ejercicio a causa de la pandemia del coronavirus pero con la atención depositada en la evolución de la quinta ola en las últimas semanas. A las puertas del avance de contagios en la Comunidad Valenciana, dos de los sectores con más peso económico en nuestra provincia, el azulejo y el sector esmaltero, lograron aumentar sus exportaciones en tasa interanual.

Así lo revela el informe mensual de Comercio Exterior correspondiente a mayo, facilitado por la delegación de Comercio en Valencia y hecho público ayer. En concreto, el sector azulejero de la Comunidad Valenciana, cuya producción se concentra en Castellón, exportó durante los cinco primeros meses de 2021 una suma de 1.476,1 millones de euros. Este dato propició un aumento de casi el 37 por ciento en tasa interanual. Cabe recordar que el mismo periodo del año pasado estaba gravemente ensombrecido por la pandemia del coronavirus. Las ventas del sector se contrajeron especialmente en los peores meses de la pandemia, que estalló en marzo, sólo dos mes antes.

Así las cosas, no es de extrañar que el azulejo remonte el vuelo ahora en materia de exportación. Con todo, el sector seguirá pendiente de la evolución de la quinta ola en los próximos meses, un empeoramiento de la situación que se registró a partir de junio, periodo del que aún no se han publicado datos de exportación.